Tiende tu mano a los niños de India:

Colabora con Goa Outreach

En The Salmon Factor venimos apoyando desde siempre proyectos solidarios y causas justas, ya sean de ámbito local o global, estén más cerca o más lejos, con acciones de marketing desinteresadas para aportar nuestro granito de arena a la sociedad.

Por ello, colaboramos con Goa Outreach, un proyecto que conocemos de primerísima mano desarrollado en Goa (India), con el objetivo de ayudar a niños desfavorecidos independientemente de cual sea su religión, clase social, casta o sexo.  Mucho de ellos vienen de otras partes de la India buscando una vida mejor.

En esta zona turística de la India encontramos a niños de tan sólo cinco años que trabajan plástico, cartón y metal para reciclar y ganando solo céntimos al día para contribuir a los pocos ingresos familiares.

Otros piden dinero a los turistas y les venden chucherías para poder venderlas y comprar comida para sus familiares.

Estos niños pierden la oportunidad de ir al colegio y, en muchas ocasiones, ni siquiera tienen sus necesidades sanitarias básicas cubiertas.

En Goa Outreach apoyan a los niños y a sus familias para que puedan ir al colegio, se aseguran de que los niños reciben los materiales escolares necesarios y la comida para toda la familia (arroz, fruta…) que hubieran comprado con el dinero recibido por el trabajo de recogida de materiales para reciclar.

Además, debido a las malas condiciones higiénicas en las chabolas, muchos niños sufren enfermedades contagiosas como la sarna, conjuntivitis, impétigo y reciben picaduras de mosquito que muchas veces acaban infectadas. Por ello, el proyecto Goa Outreach provee los medicamentos necesarios y packs de salud mensuales para intentar evitar que le suceda esto a los niños.

Una niñez para recordar
El proyecto Goa Outreach quiere dar a los niños que viven en la calle y en las chabolas la oportunidad de tener una niñez para recordar y quitarles las responsabilidades que muchos injustamente llevan a sus espaldas. Así, esta iniciativa pretende lograr que estudien, proporcionándoles a la vez un ambiente seguro y divertido, que les permita tener  acceso a juguetes y actividades lúdicas para vivir como un niño de cualquier otra parte del mundo.

Si quieres saber más sobre este proyecto, puedes visitar su web.

 

Ayudar cuesta muy poco y entre todos podemos conseguir mucho